header

EL AUTOBÚS - Una mirada al mar

Rufino es un viejo pintor, testarudo y viudo, que poco a poco va perdiendo la visión. Siente que estorba en casa de su hijo. Su nuera, decide regresar a su pueblo de la costa, donde se reencuentra con sus paisajes y con su gran amigo Gaspar, pintor que ha asumido la custodia de una pequeña niña llamada Ana E. Mientras reacomoda su antigua casa. Rufino es invitado a quedarse en casa de Gaspar, donde Ana E y su perro todo lo hurgan y ante todo opinan. Gaspar muere y el destino de Ana E. Allí se torna incierto. Comienza una historia entre ambos, en la que Ana E, se convierte paulatinamente en el pequeño lazarillo del artista, quien la enseña a pintar para un concurso de la escuela.
sd